Levantando el brazo derecho con la palma de la mano al frente hacia el Pabellón Nacional, 225 jóvenes fueron juramentados como nuevos soldados, en la Brigada Especial de Seguridad Militar (BESM), con sede en la ciudad de San Salvador.

El acto de juramento fue realizado por el Ejecutivo y Jefe de la Plana Mayor de la Brigada Especial Seguridad Militar, Coronel Manfredo Rigoberto Romero Villalobos.

Los soldados juramentados de la clase 2016-2017 serán desplegados en la BESM, Comando de Apoyo de Transmisiones de la Fuerza Armada (CATFA), Comando de Fuerzas Especiales (CFE), Comando de Sanidad Militar y la Fuerza Aérea Salvadoreña.

El juramento ante el Pabellón Nacional representa para un soldado,  el acto más solemne y de mayor significado dentro de la Institución Castrense,  acontecimiento que lo compartieron con sus familiares y sus seres queridos.

El tiempo de servicio militar que cumplirá el personal de tropa, será 18 meses, de los cuales recibirán el adiestramiento e instrucción necesaria apegada a los principios y valores militares.