Como parte de la conmemoración de la Semana del Cumplimiento del Deber, la cual tiene como propósito rendir tributo a la memoria de los hombres de uniforme que ofrendaron su vida en defensa de la población salvadoreña, durante la guerra en Legitima Defensa contra Honduras en el año de 1969,  la Fuerza Armada ha desarrollado desde el lunes 09 de julio a la fecha diversas actividades conmemorativas de tales acontecimientos.

Dentro de los actos característicos de dicha semana, diversas Unidades Militares, visitaron diferentes monumentos y mausoleos de personalidades insignes que protagonizaron los hechos históricos, ejemplo de ello la tumba del Capitán Piloto Aviador Guillermo Reynaldo Cortéz en el Cementerio General los Ilustres; asimismo, monumentos como el Boulevard de los Héroes, Monumento al Cadete Héroe ubicado en las Instalaciones de la Escuela Militar Capitán General Gerardo Barrios, entre otros.

Sumado a todas estas actividades en las instalaciones del Centro de Historia Militar (CHM) se realizó una solemne ceremonia religiosa en homenaje a todos aquellos hombres y mujeres que murieron durante el cumplimiento de su deber y defendieron a costa de sus propias vidas los  derechos de sus compatriotas; la celebración litúrgica fue oficiada por miembros del Obispado Castrense y buscan mantener viva en la memoria de las nuevas generaciones el ejemplo de heroísmo y compromiso desinteresado con la patria.

Posterior a ello en el  Obelisco dedicado a  la Guerra de Legítima Defensa, ubicado en la Plaza de la Soberanía Nacional, el Señor Viceministro de la Defensa Nacional General de Aviación Carlos Jaime Mena Torres acompañado del Alto Mando y de  Señores Oficiales Generales colocaron una  ofrenda, la cual fue seguida por la representación de diferentes Unidades de la Fuerza Armada, Instituciones civiles  y alumnos pertenecientes a Centros Educativos aledaños, todos con la única finalidad de rendir honor y recordar a los protagonistas de los hechos que marcaron un hito en la historia de El Salvador.