El Grupo Organizador de Acampadas Militares del Ordinariato Militar, clausuró la Cuadragésima Octava Acampada Militar, la cual se desarrolló en las instalaciones de la Capilla San Juan Bautista, ubicada en la Inspectoría General de la Fuerza Armada.

Con el propósito de instruir en el amor y el camino de Dios, 16 miembros de la Institución Castrense, estuvieron por 4 días desarrollando diferentes actividades espirituales, quienes manifestaron el agradecimiento al Alto Mando por crear este tipo de espacios que les sirve para rencontrarse con el señor, reafirmar el amor con la familia y a continuar el camino que la iglesia Católica les instruye.

En el desarrollo del acto de clausura, se inició con un minuto de silencio por los acampados fallecidos, a la vez, nuevos miembros tuvieron la oportunidad de brindar su testimonio sobre la experiencia vivida y la emoción de cumplir cada una de las metas propuestas, también, el Coronel de Infantería Diplomado Estado Mayor Boris Roberto Blandón, miembro de la acampada número 13, les instó a no desfallecer, ya que el comino que busca a Dios no es fácil.

De esta manera, la Fuerza Armada a través del Grupo Organizador de Acampadas Militares del Ordinariato Militar, busca fortalecer la vida y fe de cada miembro de la Institución, a la vez, que ellos sean transmisores de la palabra de Dios en las diferentes unidades y en la sociedad.