La Fuerza Armada de El Salvador lamenta el fallecimiento de los soldados Hauner Mannaen Mancía Rosales y William Alexander Castellón Hernández, quienes fueron asesinados de manera cobarde a primeras horas de este día, en el Barrio San Miguelito, Santa Ana.

  El ataque ocurrió cuando los elementos militares, miembros destacados del equipo de atletismo de la Segunda Brigada de Infantería y de la Federación Nacional de Atletismo, realizaban entrenamiento en los alrededores de la Unidad Militar.

  El soldado Mancía Rosa se encontraba de alta en la Segunda Brigada de Infantería, y el soldado Castillo Hernández en el Destacamento Militar N°4. En este momento personal militar en coordinación con la Policía Nacional Civil, realiza un operativo de búsqueda para encontrar a los responsables.

  Por tal motivo, el Alto Mando de la Fuerza Armada, Oficiales, Suboficiales, personal de Tropa y Administrativos, expresan sus más sinceras condolencias a sus seres queridos, por tan irreparable pérdida.

  La Fuerza Armada de El Salvador, condena los ataques en contra de sus miembros, solicita a las autoridades correspondientes que se investigue exhaustivamente el hecho y reafirma que este tipo de acciones no incidirán en su compromiso ante la sociedad salvadoreña de continuar apoyando las Tareas de Seguridad Pública.